Una encuesta exclusiva revela la disconformidad del campo con la política agropecuaria del Gobierno

0
17

A 10 años del conflicto que se desató entre el sector agropecuario y el gobierno anterior por la intención de Cristina Kirchner de aplicar retenciones móviles a las exportaciones de granos y oleaginosas, Infobae encomendó a Synopsis consultores una encuesta sobre la actualidad del campo argentino.

El estudio tuvo como objetivo identificar la perspectiva del sector agropecuario de su propia realidad, la valorización que tiene de lo que viene realizando el Gobierno de Mauricio Macri en materia agropecuaria y el rol que tienen actualmente las entidades agropecuarias a diez años del conflicto.

La encuesta se realizó a referentes del sector agropecuario de todo el país en sus diferentes esferas de actividad: productores, comercializadores, vendedores de insumos y referentes vinculados a la agroindustria.

Se trata de una muestra de 520 casos a lo largo y ancho del país, pero que reúne en más de un 80% a casos provenientes de las cinco principales provincias productoras: Buenos Aires, Santa Fe, Córdoba, Entre Ríos y La Pampa.

Con el aporte de Lucas Romero, politólogo y director de Synopsis Consultores, presentamos los datos de la encuesta realizada entre el 2 y el 8 de marzo pasado.

Evaluación de la Política Agropecuaria

El sector agropecuario fue importante para el triunfo electoral de Mauricio Macri en 2015. Ni bien asumió la presidencia de la Nación, el presidente anunció medidas para la agroindustria que generaron un escenario de previsibilidad, pero que no solucionaron los problemas de producciones como la lechería y las economías regionales.

En el tercer año de Macri como presidente de la Nación, el estudio registró una valorización positiva del 46,3% de los encuestados sobre la política agropecuaria oficial, una valorización negativa del 4,3% y una percepción regular del 39,8%. En la provincia de Córdoba es donde mejor valorización hay de la política agropecuaria del gobierno nacional, llegando casi al 50% de aprobación.

Si bien los valores indican un diferencial positivo en la evaluación de la política del Gobierno para el sector, se percibe un alto porcentaje de encuestados (casi el 40%) que, sin valorarla negativamente, no la aprueban y esto es un fuerte llamado de atención para el Gobierno.

Los principales problemas del sector

Casi 2 de cada 3 (el 65,6%) considera que la principal problemática del sector son los altos costos de producción. Una consideración que no ofrece distinción entre productores ganaderos y agrícolas (en ambos casos se ubica por encima del 65%), ni entre los encuestados de las diferentes provincias. Y aquí también un llamado de atención al Gobierno, porque tiene mucho que ver en el tema costos, afectados por la política cambiaria, la presión impositiva y la falta de infraestructura, es decir, todo aquello relacionado a la competitividad.

Como segunda problemática del sector se ubica el clima adverso, llegando en el caso de La Pampa (muy castigada por la sequía y los incendios) a ser valorada como principal problemática por el 30% de los encuestados.

Cambio del ministro de Agroindustria

Antes que finalice el año pasado, Macri decidió sacar del Ministerio de Agroindustria de la Nación a Ricardo Buryaile y convocar a Luis Miguel Etchevehere para ocupar dicho cargo.

La gran mayoría de los encuestados (un 43,8%) no tuvo una valoración ni positiva ni negativa del cambio de ministro, ya que un 22,5% lo valoró positivamente y un 23,5% lo valoró negativamente.

El cambio de ministro fue observado más negativamente por los productores ganaderos (35,1% de valoración negativa), que por los productores agrícolas (solo el 17,6% lo valoró negativamente) y obtuvo mayores niveles de rechazo en la provincia de Buenos Aires (29,6%) que en el resto de las provincias.

Ahora, cuando a los encuestados se los consultó sobre la percepción que tenían sobre el rol que tiene el ministerio de Agroindustria en el proceso de la toma de decisiones que afectan al sector, es la de un actor con poco protagonismo. El 85,3% de los encuestados considera que el Ministerio de Agroindustria tiene algo o nada de protagonismo a la hora de tomar decisiones que afecten al sector. Solo el 10,8% considera que el Ministerio tiene mucho protagonismo. Esta visión crítica de la falta de protagonismo del ministerio llega a su pico en la provincia de Córdoba, donde un 46% considera que no tiene ningún protagonismo.

Realidad productiva comparada al año pasado y expectativas sobre el futuro

La evaluación que el sector agropecuario hace sobre la realidad productiva actual no es muy positiva respecto de lo acontecido el año anterior ya que el 60,6% considera que es igual, mientras que un 28,7% considera que su realidad productiva empeoró respecto del año pasado. Solo un 9% afirmó estar mejor que el año pasado, mientras que en Santa Fe solo el 5,7% considera que está mejor.

Al momento de evaluar el futuro, la expectativa que tiene el sector es moderadamente optimista. Casi 1 de cada 3 (31,9%) cree que va a estar mejor el año próximo, y otro casi 1 de cada 3 (32,3%) cree que la situación va a ser similar. Solo el 26,2% (1 de cada 4) cree que va a estar peor que hoy el año venidero.

Y en este último punto es el sector ganadero quien mejor perspectiva tiene, 44,1%, ante una perspectiva del productor agrícola del 27,2%.

Críticas a las políticas agropecuarias

En este punto, el 49,6% se enfoca en la elevada presión impositiva. Un enfoque que se profundiza entre los productores agrícolas, donde llega a representar el 58,6% de los encuestados y una mirada que se manifiesta más marcadamente en la provincia de Buenos Aires donde los altos impuestos es señalado por el 53,9%.

Es cierto que aquí puede haber cierta tendencia a cargar responsabilidades en el Gobierno nacional por la carga impositiva provincial (ingresos brutos, sellos, etc.). Una particularidad para destacar es que en provincias como Entre Ríos, hay una visión crítica más marcada (llega a casi el 20% de los encuestados) sobre la falta de acuerdos comerciales que permitan mejoras oportunidades para el sector. Justamente en una provincia que sufrió el cierre de mercados como el de EEUU para su producción cítrica.

La imagen actual de las entidades agropecuarias

A 10 años del conflicto agropecuario por la Resolución 125, donde hubo un momento de mucho protagonismo de Mesa de Enlace, la visión que tiene el sector en la actualidad sobre el rol de las entidades agropecuarias no es todo lo positivo que supo ser.

Si bien un 49,5% tiene una valoración positiva del rol de las entidades rurales, un 33,7% (1 de cada 3) tiene una mirada crítica del papel que están desempeñando las organizaciones rurales. Esa mirada crítica llega al 36,5% en la provincia de Buenos Aires y al 40,5% entre los productores ganaderos.

El contraste con aquellos dirigentes que lideraron la Mesa de Enlace en la gesta de la 125 puede ser perjudicial para la percepción que se tiene de esta dirigencia actual, pero también es cierto que la articulación y los entendimientos que facilitaron la tarea de aquella representación rural hace 10 años no se observan en la actual conducción de las entidades rurales.

La opinión sobre el gobierno de Mauricio Macri

Teniendo en cuenta que el campo fue clave al explicar el ascenso de Mauricio Macri para llegar a la presidencia de la Nación, fue interesante evaluar cuál era percepción que el sector, sobre todo entre quienes lo apoyaron, tiene hoy del Gobierno de Cambiemos a algo más de dos años de iniciada su gestión.

Y si bien es cierto que entre los que votaron a este Gobierno sigue habiendo una mayoría que lo sigue apoyando (un 56,9%), también existe un número considerable de gente que no se siente conforme con lo que este Gobierno lleva haciendo (un 43,1%).

Entre Ríos y La Pampa son las provincias donde se registra mayores niveles de persistencia de apoyos al Gobierno de Macri (más del 60% de los que lo votaron lo siguen apoyando), mientras que en el territorio bonaerense es donde ese nivel de apoyo persistente llega a su nivel mínimo, 54,4%.