RESPUESTA A LA SRA. GOBERNADORA por Daniela Garcia

0
10888

RESPUESTA AL MENSAJE DE LA GOBERNADORA
Estimada Gobernadora:
Mi nombre es Daniela García, soy traductora literaria y pública de inglés con posgrado de profesora y docente de provincia de Buenos Aires hace 8 años. Me tomo la libertad de escribir en respuesta a su mensaje para aclarar algunas cuestiones.
“Esta semana, a pesar de haber trabajado para seguir el diálogo con los gremios, con los chicos en las aulas, muchísimos alumnos en nuestra provincia no tuvieron clases durante 4 días” .
Mi pregunta sobre esto es ¿por qué no citaron a paritarias durante el año 2016? (como se habían comprometido a hacer cuando levantamos el paro) y durante el mes de febrero de 2017.
“(…) La provincia de Buenos Aires está fundida, tiene más gastos que ingresos.”
Que renuncien a sus sueldos de privilegio, usted y los ministros de su gabinete, como muestra de buena voluntad, empatando sus salarios con los de los docentes sería un buen gesto, para comenzar la negociación demostrando que se interesan genuinamente por comprendernos.
“Por eso quiero contarles a los bonaerenses lo que propusimos hoy, (…)
Nos pidieron un reconocimiento salarial por el año 2016 y lo ofrecimos. ”
Nos ofrecieron un bono, por única vez de $500, es decir de aproximadamente un 5% del sueldo, siendo que la inflación quedó +10% por encima del aumento. Sin ir más lejos, este mismo bono de recomposición lo tuvieron en diciembre los bancarios. Sólo que en su caso, fue de +$8.000
“En términos concretos, el maestro de grado recibirá, a fin de marzo, entre 2.000 y 4.775 pesos más
Desde septiembre, el salario promedio docente pasaría de 19.200 pesos a 23.900 pesos.”
¿Cuántos docentes tienen un salario de $18.000 trabajando un cargo titular? Cero.
Si un docente de inglés (por ejemplo, como es mi caso) trabaja 4 horas por día frente a alumnos – un turno – atiende a 200 alumnos promedio (20 por grado). Y luego, debe volver a casa. Corregir, planificar, atender padres, mandar notas, organizar actos.
Si el docente en cuestión trabaja dos turnos (para poder llegar a ese promedio de $18.000), tiene jornadas fuera de casa de 10 / 11 horas (yendo a dos o tres colegios diariamente) y debe atender a 400 alumnos promedio.
¿Qué momento de su jornada se destina a las tareas pedagógicas? Ustedes prometieron un cambio, y un cambio en la concepción sobre lo que es importante y lo que no lo es. La educación es importante. Evidentemente, hay profesores que trabajan tres turnos y dan clases 8 horas y luego son preceptores, saliendo de casa a las 7 AM y volviendo a las 22.30 pero ¿a qué costo para la educación? ¿Y para su salud? ¿Le extraña que se enfermen?
El sueldo docente debe calcularse por un cargo.
A continuación le voy a dar algunas ideas sobre cómo acceder a la masa de dinero que necesita para que los docentes tengan un sueldo digno (sé que no es mi trabajo, pues a usted y sus asesores le pagamos $ 500.000 pesos mensuales por hacerlo)
• Rebajar su salario de $ 80.000 a $18.000 (el promedio de lo que percibe un docente) y que ese mismo ejemplo lo sigan todos sus asesores, ministros de segunda línea, y poder legislativo provincial.
• Eliminar los presupuestos para propaganda oficial. (Las obras del gobierno serán visibles en la página web del gobierno y nosotros las veremos, con nuestros ojos, sin necesidad de que nos adoctrinen en televisión, radio, diarios, youtube y portales)
• Dejar de subvencionar escuelas privadas. Usted misma dijo que la escuela pública perdió matrícula, por lo que no entiendo por qué el estado provincial le paga la existencia a escuelas privadas. (el 98% de las escuelas religiosas, por ejemplo, son subvencionadas por el estado en Buenos Aires)
• Dejar de pintar de nuevo y cambiar todos los chalecos y ropa de todos los trabajadores para que estén de acuerdo con la “nueva gestión”
• Eliminar las actividades culturales con artistas de cachés millonarios, si la provincia ESTÁ FUNDIDA.
• Pedirle a nación la plata correspondiente, por ejemplo, al fútbol.
Todos los años es la misma discusión, y los gobiernos cambian, pero las necesidades de la escuela pública (que sus hijos no conocen) son las mismas. Los docentes, al luchar por su salario, luchan por la calidad educativa. Porque todo chico merece la mejor calidad que un docente bien formado, y trabajando en condiciones dignas pueda darle.
Todos los años los gobiernos quieren que transijamos. Nos piden tiempo, paciencia y nosotros vamos emparchando una educación decadente con voluntarismo y pocas herramientas. Pintamos, y compramos la pintura, arreglamos carteles y llevamos comida a la escuela de nuestro bolsillo.
Hoy, usted es la gobernadora. Confiamos en que entienda que la educación no se negocia y que ha de ser la principal prioridad de su gobierno. El año pasado fuimos transigentes, y de hecho, no reabrió las paritarias durante todo el año.
Lamento que usted crea que mi trabajo no vale. Qué esgrima como una gran cifra $18.000 que encima son mentirosos.
Sra. Gobernadora. Seguiré luchando y de huelga con mis compañeros porque sé que en el momento en que logremos nuevas conquistas, estaremos fundando mejoras que impactarán en toda la calidad educativa para las generaciones venideras.
Espero que tenga la deferencia de acercarse a la próxima reunión paritaria y empaparse, un poco, del conflicto que tanto dice dolerle.
Tengo la impresión de que el ministro de educación y sus asesores no tienen ideas de los pormenores de la situación de los docentes y las escuelas, probablemente porque son gente que jamás se ha manchado las manos de tiza, como yo y los docentes de nivel primario y medio que todos los días salimos con rumbo a las decadentes, paupérrimas, despintadas, mal mantenidas, pobres escuelas de su provincia
Por eso, si necesita el asesoramiento de alguien que realmente hace un trabajo relacionado a educación, me ofrezco pro bono – así de grande es mi compromiso con la educación – a asistirla.

Dejar respuesta