La gran atajada de Lloris que valió un gol para Francia

0
14

La noche casi clara de San Petersburgo no fue para las estrellas. En un duelo de semifinales trabado y difícil, los héroes que pusieron a Francia en la final del Mundial de Rusia fueron un defensa y el portero Hugo Lloris.

El central Samuel Umtiti mandó en el minuto 51′ un potente cabezazo al fondo de las redes para sellar la derrota por 1-0 de Bélgica y hacer soñar a “les bleus” con su segunda estrella de campeón del mundo tras la conseguida en 1998.

Lloris, que celebró de rodillas en el campo tras el pitido final, tuvo también dos grandes momentos. El arquero estiró una mano providencial en el minuto 21′ para evitar que Toby Alderweireld enviase la pelota al fondo de las redes tras encontrársela suelta tras un córner.

Y en el segundo tiempo, cuando los “diablos rojos” apretaban en el San Petersburgo Arena por conseguir el empate y mantener su sueño de la final, el guardameta del Tottenham paró un bombazo de Marouane Fellaini para mantener el 1-0.

Contra Uruguay ya se había destacado cuando Francia consiguió el primer gol tapando un cabezazo de Martín Cáceres minutos después que hubiese significado el empate.

Fuente: DPA

Dejar respuesta