Denuncian que un grupo mapuche atacó e incendió un puesto en la zona petrolera de Vaca Muerta

0
241

En una nueva embestida violenta de grupos mapuches radicalizados, un sector vinculado a la Confederación Mapuche de Neuquén fue denunciado por atacar e incendiar un campo en tierras fiscales que tienen un alto valor para el proyecto nacional hidrocarburífero de Vaca Muerta en zonas aledañas a los pozos de Shell y de YPF-Chevron.

Según denunció ante la policía de Neuquén, Zenón Mardones, un puestero que el sábado pasado sufrió el ataque de un grupo de mapuches en su lugar de trabajo en la zona de Tratayen, se incendiaron el puesto y los corrales de críanceros.

Los atacantes reclamaban la ocupación de unas 12.000 hectáreas que conectan los pozos petroleros de Shell e YPF-Chevrón con la comunidad de Tratayen.

Mardones es un puestero de 66 años que esta ubicado cerca de la ruta provincial 7 de la localidad de Añelo y en la denuncia que hizo ante la policía neuquina acusó a un sector de la Confederación Mapuche de Neuquén situada en Tratayen. Allí, dijo, le quemaron el puesto, el galpón y el corral donde trabajaba.

“Son tierras fiscales y, con ocupantes con presencia de hace años. Los ataques serían de responsabilidad de una facción radicalizada de la Confederación Mapuche de Neuquén, que, pretenden que se les adjudiquen esas tierras desde la Provincia a la comunidad Fruta Trayen, que no está reconocida”, explicó a Infobae Pablo Cervi, el titular del consorcio de riego Tratayen que está cercano al lugar de los hechos violentos.

Las tierras atacadas el sábado pasado tienen un alto valor para los gasoductos ya que por allí va a pasar el ferrocarril y, son áreas operadas por Shell e YPF-Chevron.

La denuncia quedó radicada en la comisaría 10° de la localidad de Añelo y ahora tomó intervención la justicia provincial.

Este es un nuevo mensaje de violencia de un sector de la comunidad mapuche neuquina que el año pasado fue desalojado de un campo de 3.000 hectáreas en Loma Campana, un paraje que le provee agua a los yacimientos de YPF y Chevron en toda la zona de Vaca Muerta.

A su vez, en noviembre del año pasado en la zona de Vaca Muerta hubo dos amenazas de bomba a dos pozos petroleros en la estación de YPF denominada Fernández Oro. Según se supo en ese momento, los intentos de amenaza de bombas caseras fueron adjudicados en ese caso por el grupo Resistencia Ancestral Mapuche (RAM). También en ese momento hubo otra amenaza de bomba a un pozo de Pluspetrol en la misma zona de Vaca Muerta.

En el gobierno hay preocupación por la escalada de violencia de algunos grupos mapuches en una zona que resulta ser sensible desde el punto de vista económico. Es que la Casa Rosada puso mucho énfasis en la inversión extranjera y los proyectos a largo plazo de shale gas en la zona de Vaca Muerta y cree que estos hechos de violencia no ayudan a generar un buen clima de inversiones.