Comenzó el primer juicio por grooming seguido de muerte en Argentina

0
62

Este lunes comenzó el primer juicio por grooming seguido de muerte en Argentina, en la ciudad de Bahía Blanca. El juzgado es Jonathan Luna (27), acusado de estrangular y matar a Micaela Ortega, una niña de apenas 12 años.

El año pasado, Micaela estuvo desaparecida desde el 23 de abril y, tras 35 días de intensa búsqueda, la hallaron asfixiada en un descampado en las afueras de la ciudad bahiense, luego de que su propio asesino revelara el dato a los agente policiales. Luna confesó haberla matado luego de que encontraran en su vivienda el celular y la campera de la menor. Micaela fue encontrada estrangulada con una remera y golpeada en la cabeza, aunque no tenía signos de haber sido abusada.

Luna, tras confesar su crimen, había declarado: “La maté porque no quiso tener relaciones sexuales conmigo”. Hoy por hoy, el asesino afronta cargos por “homicidio calificado agravado por alevosía, violencia de género y criminis causae, robo y grooming”. Es la primera vez en Argentina que se lleva a cabo un juicio por ese motivo.

Se considera “grooming” al conjunto de conductas y acciones que realiza un adulto con el principal objetivo de ganarse la confianza de un menor de edad para poder abusar sexualmente del niño, disminuyendo su inhibiciones emocionales. El año pasado, Mónica Cid, la mamá de Micaela, se había encadenado al Congreso de la Nación para reclamar mayores medidas por este delito y por el acoso cibernético.

Mónica aseguró que “La campaña de grooming se va haciendo efectiva, pero en el mientras tanto yo sigo poniendo mi cuerpo. No voy a permitir que haya otra Micaela”, y agregó: “Vamos a luchar para que la perpetua sea efectiva”. Por otra parte, la mamá de Micaela, al momento de cruzarse con el asesino de su hija, se dirigió a él y disparó “Vos mataste a mi hija y también me mataste a mí”.

El juicio comenzó a las 9:30 en el Tibunal Oral Criminal (TOC) Nº2, integrado por los jueces Eugenio Casas, María elena Baquedano y Claudia Fortunatti. El acusado llegó al lugar con un chaleco antibalas colocado y mantuvo la cabeza gacha durante el testimonio de la madre de Micaela. Por otro lado, se espera que declaren unos 90 testigos propuestos por ambas partes.

Luna había entrado en contacto con Micaela a través de Facebook. Se hacía pasar por una niña con un perfil falso para poder facilitar encuentros con menores de edad. El asesino de Micaela, que mantenía más de mil contactos a través de la red social, mintió y le dijo que un primo de esa supuesta nena la pasaría a buscar. Es así que pactaron un encuentro y Micaela fue a encontrarse con Luna, desconociendo lo que le esperaría.

Además, Luna se encontraba en libertad por el hecho de que había violado una salida transitoria en 2014, a través de la cual escapó de una pena de 5 años, tras haber sido detenido por un robo.

Jonathan Luna, detenido y con chaleco antibalas antes de declarar por el crimen de Micaela. (Labrújula24.com)

LEA MÁS:

El asesino de Micaela Ortega se quebró y confesó el crimen

Encontraron muerta en Bahía Blanca a Micaela Ortega: hay un hombre detenido